Rescate de una de las víctimas en la región de Yoshu AP/XINHUA

El fuerte terremoto que sacudió el noroeste de China en la madrugada del miércoles se cobró la vida de 617 personas, mientras que se estima que más de 300 todavía permanecen debajo de los escombros y se registran 9.100 heridos informó hoy la agencia de noticias estatal Xinhua. El presidente chino, Hu Jintao, y el primer ministro Wen Jiabao enviaron instrucciones escritas en las que instaron a los funcionarios a realizar “todos los esfuerzos para salvar vidas y proveer asistencia a las personas”. El gobierno central destinó 200 millones de yuan (unos 29,3 millones de dólares) para tareas de auxilio inmediato.

Monjes tibetanos observan rescate de un herido AP/CCTV vía APTN

El Gobierno de China ha expresado su agradecimiento a la comunidad internacional y ha anunciado que será bienvenida toda ayuda internacional para las víctimas del terremoto registrado ayer miércoles en la provincia de Qinghai, en el noroeste del país, según declaró este jueves el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores, Jiang Yu, citado por la agencia estatal de noticias Xinhua. Decenas de países y organizaciones internacionales, incluida la ONU, han enviado sus condolencias y algunos, incuidos Estados Unidos y Canadá, han ofrecido su ayuda, explicó el portavoz en rueda de prensa. El terremoto, de 7,1 grados en la escala de Richter, causó 617 muertos, 9.110 heridos y cientos de desaparecidos en la Prefectura Autónoma Tibetana de Yushu, en el sur de Qinghai, según las últimas cifras oficiales. / Europa Press

Estructuras de colegios y viviendas quedaron totalmente destruidas AP/XINHUA/ Zang Honshuan

Los suministros de ayuda con alimentos, agua potable y equipamiento médico están llegando a la región afectada, informó a dpa en forma telefónica un portavoz del gobierno provincial de Qinghai. El temblor de magnitud 6,9 en la escala de Richter, según el Servicio Geológico de Estados Unidos, tuvo su epicentro en la prefectura de Yushu, en la provincia de Qinghai. Al producirse a las 7:49 h. (23:49 GMT) del miércoles el movimiento telúrico sorprendió a buena parte de la población aún durmiendo.

Toma de la televisión china CCTV/AP-XINHUA

El servicio chino registró para el sismo una magnitud de 7,1. El terremoto destruyó el 80 por ciento de la ciudad de Jiegu, sede administrativa de la prefectura de Yushu, donde unas 15.000 viviendas quedaron destruidas, informó la agencia Xinhua. Decenas de miles de personas que habían perdido sus viviendas permanecieron a la intemperie donde reinaban bajas temperaturas en la madrugada del jueves.

Rescatistas tratan de salvar a los sobrevivientes CCTV/AP-XINHUA

la región se necesita con urgencia auxilio médico, medicamentos para los heridos, agua y alimentos. El Ejército organizó vuelos para transportar ayuda material a Yushu. Al menos 56 alumnos murieron en una escuela que se derrumbó por el sismo, según informaron medios estatales chinos. Se calcula que unos 50 alumnos desaparecidos bajo los escombros de una escuela elemental y una escuela de oficios tienen pocas probabilidades de permanecer con vida. Los alumnos rescatados necesitan ayuda. “Todos los alumnos están reunidos en el patio y carecen tanto de agua como de alimentos”, explicó un funcionario de Educación a la agencia Xinhua.

Rescate en la región afectada por sismo de 6.9 grados AP/XINHUA Wang Qiang

AP,XINHUA,CCTV
DPA,LaVanguardia,Twitter

Residentes de Mexicali buscan refugio después del sismo de 7.2 grados del domingo.Cortesia de@app-news en twitter

Un nuevo temblor de 5.5 grados Richter sacudió este jueves la región de Baja California y estremeció al sur de California, reportó hoy el servicio geológico de Estados Unidos.

Casa colapsada en Mexicali, cortesia en twitter @alertanews24

La fuente ubicó el epicentro en Baja California, México, 15 kilómetros al suroeste de Guadalupe Victoria, en las inmediaciones del temblor de 7.2 grados Richter que estremeció a la región la tarde del pasado lunes.
El centro de actividad queda a 49 kilómetros al sur sureste de la fronteriza ciudad mexicana de Mexicali.Este nuevo movimiento ocurrió a las 09:45 horas locales de Baja California y California.
El gobernador de Baja California, José Guadalupe Osuna, tenía programada una conferencia de prensa aproximadamente a la misma hora en que se registró el sismo de 5.5.
En California el gobernador Arnold Schwarzenegger recién terminaba un recorrido por la zona afectada por los temblores de esta semana en Caléxico.

Grieta que dejó el sismo de 7.2 en Baja California, cortesia de @jorgeguillenmex en twitter

Dos muertos y 100 heridos, además de cientos de miles de pesos en daños materiales, fue el saldo que dejó un temblor de 7.2 grados en la escala de Richter que sacudió Baja California,el pasado 4 de abril, reportaron en esa oportunidad autoridades locales.La Coordinación General de Protección Civil informó, sobre la muerte de dos personas, suspensión de los servicios de energía eléctrica, agua, telefonía convencional y telefonía celular, así como daños en seis viviendas de Mexicali.
Asimismo, se confirmaron daños en un edificio del gobierno estatal en construcción. Por otra parte, se informó de que la carretera libre Mexicali-Tecate se encuentra con daños.

Localización del sismo de 7.2 grados que afectó Baja California, cortesia de @Belouxy en twitter

El movimiento telúrico tuvo una profundidad de 30 kilómetros, una latitud de 32.01 y una longitud de -115.29 grados, indicó el organismo del Instituto de Geofísica de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).
El SSN dio a conocer que en Baja California ocurrieron dos movimientos recientes: el primero con una intensidad de 4.1 grados Richter y el segundo con 3.7 grados.
La intensidad del terremoto permitió que el movimiento se resintiera también en el centro de Los Ángeles y San Diego, Estados Unidos.
Mientras tanto, en Tijuana no se reportó de daño alguno; sin embargo, se llevaron a cabo recorridos por las zonas consideradas como de alto riesgo.
Una réplica de 5.1 grados Richter, con epicentro en California, sobrevino tras el temblor de magnitud de 7.2 grados, dio a conocer el Servicio Geológico estadunidense, que ubicó los sismos en la Falla de San Andrés.